google-site-verification=_3cpOz5I56CRR0HYOIElJVOBgwhPJDtBho3EiityLpk

En un mundo tan cambiante, las empresas se ecuentran en la posición de ir adaptando sus estrategias de negocio tanto en su comunicación, como en aspectos técnicos y operacionales.

El aspecto financiero es un componente clave que se ve afectado constantemente por factores internos y externos, pero un elemento invariable es su lenguaje y representación.

Los objetivos y el éxito empresarial siempre se ven determinados y reflejados en términos cuantitativos. De modo que, el conocimiento de la situación económica de una empresa viene dado por la elaboración de un análisis financiero, este es una herramienta conveniente tanto para un negocio ya establecido, como para emprender un nuevo proyecto o extender servicios y/o productos.

El análisis financiero es un aspecto fundamental en el ámbito empresarial, su elaboración proporciona datos para conocer el estado de la salud financiera de un negocio. Es útil para determinar la solvencia, estabilidad, rentabilidad y capacidad para seguir generando beneficios. Asimismo, nos permite examinar cómo opera internamente nuestra organización, analizando datos pasados y resultados actuales, de modo que también nos ayuda a pronosticar el futuro.

El análisis financiero se puede emplear en distintas situaciones, convirtiéndose en un elemento proritario a la hora de tomar decisiones, que nos orienta a una mejor gestión empresarial y por ello, puede conducir a un incremento en las ganancias y una mayor seguridad financiera.

 

Este estudio determina las fortalezas y debilidades de un negocio estableciendo relaciones estratégicas entre los elementos más esenciales de un análisis. Los medios más utilizados son los reportes de estados financieros, mejor conocidos como: la hoja de balance, el estado de flujo (cash flow) y la cuenta de pérdidas y ganancias.

 

  • Hoja de balance: Este documento consiste en disponer de información detallada de los activos, pasivos y capital de la empresa. El objetivo principal es demostrar la liquidez, proporcionando un resumen del estado financiero en un momento en específico que generalmente se hace mensual o cada 3 meses.

 

  • Estado de flujo de dinero (cash flow): Nos muestra la cantidad de efectivo que entra y sale de la empresa en un periodo determinado. Incluye elementos que se pueden encontrar en la hoja de balance y en la cuenta de pérdidas y ganancias. Se puede dividir en actividades operativas, de inversión o financieras y generalmente se realizan mensualmente.

 

  • Cuenta de pérdidas y ganancias: Este reporte muestra las pérdidas y ganancias de la empresa durante un periodo de tiempo. Se determina tomando en cuenta todos los ingresos, a los cuales se les resta todos los gastos (operativos y no operativos).

Dependiendo de la dimensión y características de la empresas variará la importancia de los datos. Los análisis financieros se pueden clasificar según la relación con la temporalidad. Si se enfoca en un periodo concreto se le considera análisis vertical o estático, mientras que, si su objetivo es comparar resultados anuales en diferentes periodos, se les llama horizontales o dinámicos. El último también es útil para saber en qué posición se sitúa la empresa en el sector en el que se desarrolla.

Realizar un estudio financiero nos permite tener el control de todos los movimientos financieros, aportando información valiosa para la identificación de errores, amenazas y tendencias en el ámbito económico. Esto es un elemento clave para la creación de un plan. de prevención con el fin de eliminar, suavizar o estar preparado con los recursos necesarios para cualquier situación emergente.

El soporte de un equipo de expertos beneficia el funcionamiento de la empresa, orientándola hacia el camino del éxito. El control de los datos financieros aporta una mejora en la administración y gestión de deudas, fluidez del negocio y control de la eficiencia financiera.

 

 

La dirección externa te puede apoyar en el área financiera en:

  • Gestión del plan financiero.
  • Supervisión del departamento de contabilidad.
  • Reestructuración de planes financieros.
  • Visión objetiva de la empresa.
  • Gestionar actividades para incrementar la rentabilidad empresarial.
  • Asistencia en planes y decisiones estratégicas, tanto como aquellas relacionadas a fusiones, esscisiones, etc.

El reto del relevo generacional

La gestión y adaptación al cambio como clave fundamental para enfrentarnos al proceso de la transición generacional. 

El plan de negocios

Si estás iniciando una PYME o te encuentras en proceso de expansión, un plan de negocios es una ed las herramientas clave que funciona como mapa hacia el éxito.

El capital riesgo y la figura del Interim Manager

El sector del capital riesgo lleva unos años creciendo en España, y los agentes que están dentro del mismo, son actores importantes en los procesos de cambio de las empresas.

La búsqueda de un socio apropiado para el éxito del Joint Venture

El socio adecuado para un Joint Venture es aquel que tiene una serie de capacidades complementarias y que puede trabajar de forma efectiva con la compañía. 

La Reestructuración Empresarial: ¿cuándo es momento de intervenir?

La resiliencia como un elemento clave para un funcionamiento empresarial efectivo. 

La internacionalización como parte de tu estrategia empresarial

En un entorno tan cambiante y competitivo, afianzarse en el mercado internacional es un factor clave para alcanzar tus objetivos empresariales.

Características del contrato Joint Venture

Las características de los Joint Ventures son prácticamente idénticas en teoría y práctica en diferentes países.

Ponte en contacto con nosotros. Te guiamos en el camino hacia el objetivo.

6 + 5 =

Uso de cookies. En este sitio web utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia de usuario y recoger datos estadísticos sobre el uso de nuestra web por parte de los usuarios.    Más información
Privacidad