“Después de la crisis del Coronavirus, el mundo ya no será el mismo que era antes”. Esta frase está omnipresente en este momento. Se relaciona con el contacto social, el trabajo, la enseñanza y el aprendizaje, pero también con la gestión de personal y el comportamiento de liderazgo en las empresas.

Pero ¿qué cambiará o tendrá que cambiar exactamente después de la crisis y qué habilidades de liderazgo se requieren aquí?

A partir de este momento, aparece una gran oportunidad para la gestión de recursos humanos. El departamento de recursos humanos ahora puede reposicionarse completamente. Los gerentes de RR.HH. pueden y deben marcar la dirección y dedicarse a temas que darán forma al futuro: transformación de RR.HH., creación de una atmósfera de trabajo y cultura corporativa saludables, formación de equipos, desarrollo de una nueva mentalidad, desarrollo de nuevas habilidades para los gerentes.

Esto da como resultado 4 recomendaciones específicas que la alta dirección y los gerentes de recursos humanos deben tomar en serio en los próximos meses:

 

1. Amplíe las competencias ágiles y acelere nuevos modelos de colaboración

Aprendemos de la crisis: una mayor flexibilidad y un trabajo multifuncional y transparente ayudan a afrontar mejores situaciones impredecibles. Por lo tanto, es importante ahora ampliar y profundizar los métodos y herramientas que se acaban de aprender. Así es como aceleramos la transformación digital. Nuestro futuro radica en una mentalidad ágil.

 

2. Incrementar aún más el nivel de madurez digital

En la situación actual, los empleados y gerentes han aprendido a trabajar de forma remota utilizando tecnologías digitales y a mantenerse en contacto con clientes, socios y colegas. El siguiente paso es conectar a los empleados aún más estrechamente y dar acceso móvil a una amplia variedad de fuentes de conocimiento y flujos de trabajo en cualquier momento. Los procesos de recursos humanos y todos los procesos administrativos en otros departamentos también suelen tener que digitalizarse más.

Las reuniones online son, por supuesto, similares a las reuniones en persona, pero existen algunas diferencias clave que tanto los clientes como las empresas que ofrecen su servicio virtualmente deben conocer y prepararse.

La pandemia ha acelerado, a un ritmo impensable hace unos meses, la transformación de las empresas a través de la digitalización. 

3. Fortalecer la resiliencia y el bienestar de las personas

Los empleados deben mantener la confianza, la motivación y la productividad incluso en fases de alto estrés y situaciones de crisis. El liderazgo, la mentalidad y la cultura juegan un papel importante en esto. Porque el entorno laboral influye en la capacidad de recuperación y la capacidad de recuperación de los empleados en el sentido mental. El trabajo actual de recursos humanos tiene la responsabilidad de fortalecer el bienestar físico, mental y espiritual de las personas y las habilidades de liderazgo.

 

4. Diseñe la experiencia del empleado de manera integral

Los “clientes” del departamento de recursos humanos son los empleados. Como resultado, los gerentes de recursos humanos deben enfocarse en ellos y dar forma a la experiencia laboral en su conjunto. El tiempo de pensar en que es un papel subsidiario está llegando a su fin: las personas deben estar en primer plano y la experiencia de los empleados en el foco.

¿Cómo afronta tu empresa la situación actual? Contacta con nosotros e infórmate sobre cómo transformar la crisis en una nueva oportunidad.

Ponte en contacto con nosotros y comencemos el camino hacia el éxito

3 + 8 =

Uso de cookies. En este sitio web utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia de usuario y recoger datos estadísticos sobre el uso de nuestra web por parte de los usuarios.    Más información
Privacidad